Emprendimiento para familias donde hay discapacidad

En el blog anterior hablamos de un proyecto de emprendimiento con estudiantes. Este blog presenta un Proyecto de Emprendimiento en FANDIC que abarca a personas con discapacidad y sus familias. Este proyecto recibió financiamiento del Club Rotario de Calgary South.

El propósito de este proyecto de microempresa es brindar una oportunidad de empleo para las personas en desventaja. Las personas seleccionadas son invitadas a participar en una capacitación ofrecida por la Cámara de Comercio de Bucaramanga, en temas como: emprendimiento, administración y finanzas. Algunas usaron la capacitación para mejorar sus propios negocios. Otros están relacionados con este proyecto de microempresa. Muchos ahorran sus ganancias en un grupo Gema (más información después).

El Mercadillo Campesino de Ventas en la Mesa de los Santos. De derecha a izquierda en la fotografía aparecen, Marcela (Coordinadora del Proyecto), Bryanda (Tesorera de FANDIC), Adela (vendedora), Marlene (CAPD), y Bob (CAPD y miembro del Club Rotario de Calgary South).

En los Mercadillos,  iniciativa liderada por la Alcaldía de Bucaramanga se venden Dulces y Chocolates Caballero, productos fabricados por Isidoro Caballero, el hombre de chocolate, sobre quien escribí el año pasado y cuyos productos ahora están registrados en el INVIMA. Adela, la vendedora, es miembro de grupo de ahorros Gema en su zona,  La Mesa de Los Santos.  

Productos de venta en los Mercadillos.

En el punto de venta,  con el stand de exhibición  hay una variedad de productos para vender, incluyendo caramelos, chocolate en bola para hacer bebidas de chocolate (con y sin dulce), chocolate relleno con frutas y coco y las mantecadas de FANDIC.

Andrés, conductor de FANDIC, demuestra lo compacto de los stands de exhibición. Estos stands pueden caber en una mochila y pesan muy poco.

Andrés coloca los stands en los Mercados Campesinos los domingos, mientras Marcela repasa el inventario con la vendedora.  FANDIC actualmente instala stands de venta en 2 mercados del domingo y un punto de mercadeo de artesanías durante ciclos de 15 días. Su plan es continuar aumentando el número de stands,  brindando así más oportunidad a un mayor número de personas

Marcela y Andrés (derecha) posan con la vendedora, Carmen y su hija Mayra (izquierda).

Mayra, es una joven cliente de FANDIC, recibe capacitación sobre ventas impartida por la madre. Su entusiasmo y enfoque  de positivismo hacia la vida,  se ha ganado los corazones de todas las vendedoras del Mercadillo. Para su madre, Carmen, esta microempresa es una oportunidad de fortalecer el escaso ingreso familiar. Ella también forma parte de un grupo de ahorros Gema.  

Mayra brinda información sobre los productos que estoy comprando: Una caja de chocolates rellenos de frutas, y chocolate para la mesa.

¡Apuesto a que la semana entrante regresaré a comprar más delicias de chocolate!

Marlene