Comienza con el agua

Hay una aldea cerca de Fonseca, La Guajira, Colombia, llamada “El Confuso”. Ustedes estarán en lo correcto acerca de su significado. Cuando visité esta aldea hace más de 2 años, era deprimente: la aldea tenía un pozo, una bomba que funcionaba por el viento, un tanque elevado para agua que se estaba desintegrando y agua entubada abastecía a unos 60 hogares en la aldea.

Vivienda típica en las áreas rurales.

Pero, como en muchos lugares en Colombia, el agua era turbia. La gente no tenía muchas opciones para obtener agua potable y terminaban con parásitos, problemas estomacales e infecciones de la piel. Ni la vegetación crecería al ser irrigada por esta agua contaminada. Tampoco el concreto duraba mucho cuando era mezclado con esta agua turbia. De alguna manera las y los líderes de la comunidad se comunicaron con el Club Rotario de Fonseca (amigos míos) y así comenzó a rodar la pelota.

Pozo nuevo- agua segura.

¡Qué diferencia ha habido en dos años! Juntos, el Club Rotario de Calgary del Sur y el Club Rotario de Fonseca obtuvieron algunos fondos. Los cuales fueron igualados por aportes de la Fundación Rotary. Y, entonces los Rotarios locales y la comunidad comenzaron a trabajar en un plan aprobado – un estudio hidrogeológico, un nuevo pozo más profundo productor de agua, una bomba eléctrica, un nuevo tanque elevado para agua y filtro de Bioarena para los hogares.

Nuevo tanque elevado para agua.
Filtros de Bioarena en los hogares.

La comunidad recibió un poco de capacitación acerca de la higiene y el mantenimiento de los filtros de agua y como establecer un sistema mensual de pagos para pagar por las reparaciones de la bomba y los controles. Cada familia paga $2.000 pesos por mes y esa cantidad algunas veces es difícil, pero han visto los resultados. Un reciente problema eléctrico habría detenido todo si ellos no hubieran destinado algunos fondos para las reparaciones. Esta experiencia brindó una motivación muy necesaria, porque no es poco frecuente que desaparezcan los fondos destinados al mantenimiento, matando con eficiencia todo el progreso que se había realizado hasta la fecha. Los Rotarios están involucrados en la administración del fondo de mantenimiento.

Rotarios posan con líderes de la comunidad.

Ya no más parásitos, no más dolores de estómago, no más infecciones de la piel y, con el agua pura, las huertas realmente crecerán. En esta fotografía usted verá la mejor huerta jamás cultivada. No todos tienen una siembra tan grande y productiva; pero gracias a ella, mucha gente está comiendo mejor y todavía les queda un poco de producto para vender. Y todo eso gracias a que ahora tienen agua potable.

Una huerta de vegetales que se ahora se pueden cultivar con agua purificada.

Pero el éxito del proyecto de agua ha tenido un efecto multiplicador. Ahora, una de las damas está criando gallinas, así como cultivando vegetales para vender en el mercado. Una pequeña donación privada, destinada a la pintura de los pupitres de la escuela, inició el Día de la Pintura de Pupitres en la escuela de la comunidad. Unos cuantos balones de futbol ahora tienen varios equipos, infantiles y de adultos, practicando este deporte.

Un emprendimiento de crianza de gallinas ahora es posible debido al agua potable.

Aunque el nombre de la aldea suena deprimente, sus habitantes no se confunden respecto a una cosa: ¡Todo comenzó con el agua!

Bob

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *